Las marcas llaman a desconectarte de tu móvil

Acaba de sonar mi celular, vamos a ver de qué se trata. Era un correo, al parecer tengo mañana una reunión en la oficina antes de lo esperado. ¡Wow! Un par de amigos me están confirmando el sitio de la fiesta del sábado por What’sApp. ¡Mmm! Ya he ido antes allí. Noto que a mi novia le gusta una foto mía en Instagram, vamos a ver de cual se trata.

Un momento… Alguien me mira fijamente al otro lado de la mesa, son mis padres, conozco esa cara, no les gusta que me disperse tanto en el celular cuando estoy con ellos.  Asumo que no es buena idea hacerlo y menos en un restaurante a la mitad de una cena de la celebración de sus 30 años de casados.

Guardería de celulares en los restaurantes

Al parecer no sólo son mis padres los que piensan que permanecemos cada vez más tiempo conectado a nuestras redes sociales, chats, blogs y a cuanta excusa tengamos para voltear a mirar el celular. Muchas marcas se están dando cuenta de esta tendencia y por lo tanto lo negocios tales como los restaurantes han visto afectada su experiencia de compra al consumidor. Es el caso de algunos lugares en España donde se vienen implementando tácticas como “La guardería de celulares”, una nueva estrategia que invita a sus visitantes a dejar su celular guardado mientras comen. Algunos restaurantes en Estados Unidos dan descuentos en sus platos a los clientes que sean capaces de “desconectarse” de sus equipos móviles mientras disfrutan su comida o bien se plantean juegos para que pague la cuenta el primero que revise su móvil.

Espacios de desconexión con Kit Kat

Los esfuerzos de muchas marcas por brindar espacios de desconexión no solo han salido de los restaurantes, muchas de estas impulsan momentos de encuentros offline en campañas BTL ofreciendo espacios libres de WIFI, como KIT KAT, que diciendo “Tómate un respiro, toma un kitkat” estableció espacios en las calles de Amsterdam para que la gente disfrute una de sus barritas de chocolate mientras comparte un rato con sus amigos totalmente desconectado.

Está perfecto que sean las marcas las que inviten a sus clientes a desconectarse ocasionalmente de sus celulares cuando ellas mismas han sido las responsables de generar esta adicción con toda la publicidad digital, las aplicaciones y numerosas interacciones web que a diario nos encontramos, y más cuando estudios recientes hablan del desarrollo de la nomofibia, que se traduce como el miedo a no tener el celular cerca y la adicción a revisar constantemente sus chats de mensajería instantánea y redes sociales (es una abreviación del anglicismo “No Mobile-Phone Phobia”).

Bueno, por suerte acabé este artículo y no precisamente en un restaurante o en compañía de mis amigos, sino en mi oficina durante el trabajo. ¡Buen día!

Acerca del autor: Miguel Armando Mora (@miguemora89) es Publicista todo terreno, Community Manager, diseñador, copy y algo estratega.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *