Lo que dice el Google Analytics sobre ti y tu blog

Soy un apasionado de las estadísticas. No únicamente si tienes una web o un blog son relevantes. Cualquier negocio tiene que tener un seguimiento de su actividad para saber en qué dirección está andando. Desde que Google Analytics inicio con sus estadísticas en tiempo real me tiene más enganchado que el programa de la televisión.

Analizar bien las estadísticas de tu blogDerechos de foto de Fotolia

No se trata únicamente de analizar si las visitas han subido o bajado. Hay que ver más allá de lo obvio. Existen algunos datos que esconden informaciones interesantes.

1. La fuerza de tu marca: cuando creas un blog te interesa que la gente no visite únicamente una vez tu web. Quieres que vuelva porque has creado expectativas positivas sobre tus futuras entradas. En tus estadísticas dentro de los datos de búsqueda puedes analizar si la gente entra buscando tu nombre o el nombre del blog. Si este número va incrementando es un indicador que tu reputación online va mejorando. Antes de Twitter el tráfico directo también te daba una idea sobre ello. Ahora este dato se mezcla con visitas de aplicaciones conectadas con la plataforma del pajarito. Google Analytics no es capaz de asignarlas a Twitter y las cuenta erróneamente como accesos directos a la web.

2. La usabilidad de tu blog: un alto ratio de rebote puede ser un indicador que la usabilidad de tu blog no es buena. Un error común que muchos bloggers cometen es no tener en cuenta que los blogs ya no se leen sino se escanean. Un bloque de texto que no ofrece ningún gancho para el ojo del lector no invita a permanecer en un blog. Otra razón puede ser que la calidad percibida de tu contenido es baja en posts que están bien posicionadas en Google. En este caso no encaja con las expectativas del lector después de haber creado el interés a través del título indexado. Curiosamente las estadísticas de rebote también nos pueden dar informaciones erróneas. Si un usuario permanece menos de 20 segundos aparece como rebote en Google Analytics. Juan Merodio describe en su blog como corregirlo insertando un pequeño código adicional.

3. Tu dependencia de Google: la mayoría de los blogs reciben el 80% de las visitas de buscadores. No sacan provecho de otras fuentes relevantes como referencias de otros blogs o las redes sociales. Existen alternativas atractivas para generar tráfico recurrente para la web. En vez de obsesionarse con el SEO hay que enfocarse en crear contenidos de calidad. Google puede cambiar las reglas en cualquier momento y si el 80% de tu tráfico depende de ellos te vas a encontrar un día con un blog que se ha quedado sin lectores.

Analizar los datos de tu web merece la pena. Hay muchos datos que se esconden detrás de los números.

¿Cuáles son tus consejos de analítica web?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *